SAN NICOL. ARGENTINA.

Andes
Diciembre 21, 2019
SAN NICOL. ARGENTINA., 0 / 5 (0 votos)

 

 

San Nicolás de los Arroyos (referido también simplemente como San Nicolás ó San Nicol), es una ciudad argentina, cabecera del partido de San Nicolás. Está situada en el interior de la Provincia de Buenos Aires, con más exactitud en el extremo norte de esta provincia, sobre el río Paraná y a la vera de la Autopista Buenos Aires – Rosario. Se ubica a 230 km de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 73 km de Pergamino y 70 km de Rosario.

Sus accesos viales son el km 231 de la ruta nacional 9 (autopista Rosario – Buenos Aires) en dirección norte-sur. La ruta 188 en dirección este-oeste la conecta con el corredor del océano Pacífico Ruta 9. A la vera de la autopista (RN 9) se encuentra “El Parador” de micros.

El perfil religioso de la ciudad se define por el culto mariano. Desde 1983, dos millones de peregrinos al año visitan el Santuario de Nuestra Señora del Rosario de San Nicolás. El profundo carácter religioso de la ciudad reside adicionalmente en otros templos, iglesias y parroquias de singular encanto, como por ejemplo la iglesia Catedral, en la zona céntrica de la ciudad, contigua a la sede del Obispado; la iglesia del Espíritu Santo (Barrio SOMISA); el santuario del Perpetuo Socorro (La Emilia), la parroquia de María Auxiliadora (considerada monumento histórico) y la capilla del Hospital San Felipe.

Otros de los acontecimientos que hacen de San Nicolás un centro que atrae a miles de fieles son las distintas celebraciones y festividades que tienen lugar en el transcurso del año, como las Fiestas Patronales de San Nicolás de Bari, Jesús Misericordioso, San Cayetano, etc.

 

Pueden visitarse manifestaciones de arte religioso en obras de artistas locales, como el Mural de la Catedral (de Alejandrina Cappadoro), el Mural de Luis Gramet, el Cristo Muerto en la Cruz (de Diego Lavié, ubicado en Villa General Savio, en Ramallo), y las representaciones del Pesebre y Viacrucis viviente.

San Nicolás cuenta con una reserva natural  denominada “Parque Rafael de Aguiar (área natural protegida municipal)”

Dentro del área protegida se establecen distintos tipos de zonas según su uso:

Zona Intangible: es la zona dedicada a la conservación. Es la que implica mayores restricciones al uso, ya que su objetivo es proteger las áreas de mayor importancia para su conservación. Puede ser utilizada para fines científicos, investigación y educación, no admitiéndose actividades destructivas o deteriorantes.

Zona de uso público extensivo: es una zona que admite usos de bajo impacto que impliquen mínimas modificaciones de las características naturales del área, pudiendo estar dotada de accesos y ciertos servicios públicos. Es una zona para desarrollar actividades de investigación, educativas y recreativas de bajo impacto con la finalidad de generar un acercamiento de los visitantes al patrimonio ambiental del Parque.

Zona de uso público extensivo especial: es una zona que implica niveles intermedios a altos de modificación ambiental relacionados con la instalación de infraestructura y/o el establecimiento de asentamientos humanos que desarrollan actividades no siempre acordes a los objetivos de conservación del área protegida.

Zona de uso público intensivo: es una zona de extensión reducida, donde se admiten grados intermedios a altos de modificación de las características naturales. Su objetivo principal es la recreación y actúa como zona de recepción, es estratégica en cuanto al control del ingreso y de la conducta de los visitantes, al igual que para la atención de los mismos. Se puede utilizar para actividades de esparcimiento, recreativas, de educación ambiental, deportivas, etc., y para la instalación de infraestructura y servicios.

Zona de recuperación: es la zona destinada a tareas de control y manejo, para recuperar los ambientes degradados y disminuir procesos de erosión, colmatación, contaminación y de invasión de especies exóticas.

Zona de amortiguación: es la zona que comprende las áreas adyacentes a los límites del área protegida, conformando espacios de transición entre las zonas protegidas y el entorno. Su establecimiento intenta minimizar las repercusiones de las actividades humanas que se realizan en los territorios inmediatos.

Los más leidos

Categorías

Sitios de Interés