Tumbes, destino exótico en Perú

Peru
Agosto 13, 2018

Tumbes se ubica en la zono noroeste de Perú, a sólo 30 kilómetros de la frontera con Ecuador y muy cercana a la desembocadura del río Tumbes en el golfo de Guayaquil. Aquí el clima es completamente tropical con altas temperaturas y abundantes precipitaciones especialmente en verano, lo que favorece una exuberante vegetación en diversas áreas naturales protegidas.

Es por su particular geografía que encontramos un destino exótico y diferente, con bellas playas, manglares, esteros y bosques tropicales y secos. Es un destino perfecto para quienes buscan conectarse con la naturaleza y la fauna nativa, además de actividades al aire libre y todo tipo de aventuras.

No sólo la naturaleza es su atractivo, en Tumbes también podemos disfrutar de una particular distribución muy diferente a otras ciudades costeras del Perú. Su clima tropical, con un río navegable y tan cercana al mar que se siente la brisa marina desde todos los rincones de la ciudad entregan a esta ciudad una energía inconfundible, además de sus singulares “matacojudos”, árboles endémicos con grandes frutos que podemos encontrar en todo el lugar.

Sin duda el Malecón III Milenio es uno de los lugares más atractivos de Tumbes, que se localiza en el borde derehco del río del mismo nombre. Cuenta con un mirador donde puede observarse el paisaje de los alrededores de la zona.

Algunos de los lugares emblemáticos de Tumbes son la Plaza Principal, que cuenta con un mosaico en una concha acústica, realizada en honor al “Encuentro de Dos Mundos”, donde se retrata el encuentro de los españoles con los indígenas de la zona.

También puedes conocer la Iglesia Matriz San Nicolás de Tolentino, construida en estilo barroco y con mosaicos, vitrales y figuras religiosas talladas en su interior. El Paseo Jerusalén por su parte es una calle con mosaicos donde pueden apreciarse escenas de la vida de Jesucristo.

Sus casas han sido construidas con una particular arquitectura y encontramos casonas coloniales hechas de caña de Guayaquil, con alturas de hasta tres pisos que ayudan a disminuir el intenso calor.

De sus atractivos naturales uno de los principales es Puerto Pizarro. Ubicado a 13 kilómetros de Tumbes, aquí se mezclan los pescadores que salen en sus coloridos barcos a buscar la pesca del día con las embarcaciones de turistas que enfilan hacia los manglares, esteros e islas cercanas.

Los manglares se forman en el delta del río Tumbes donde existen islas creadas por sedimentos. Las más importantes donde se puede desembarcar son la Isla del Amor, un conocido destino para disfrutar de la luna de miel; la isla Hueso de Ballena- un cementerio natural de estos cetáceos- y por supuesto la Isla de los Pájaros, donde podrás observar numerosas especies de aves.

En los manglares también existe el único criadero de cocodrilos del Perú, donde podrás apreciar los cocodrilos americanos o cocodrilos de Tumbes que se encuentran en peligro de extinción.

A aproximadamente 24 kilómetros de Tumbes encontramos el Santuario Nacional los Manglares de Tumbes- considerado por la UNESCO Zona Núcleo de la Reserva de Biosfera Noroeste Amotapes-Manglares. Este ecosistema es el hábitat de múltiples especies animales y botánicas, como los mangles- árboles que forman verdaderos bosques frente a los ríos y mares.

Para recorrer los manglares se utilizan canoas o kayak para navegar en sus canales y la recomendación es quedarse por dos días para observarlos en marea alta y marea baja.

Otra área natural es el Parque Nacional Cerros de Amotape, que se ubica al sur de Tumbes y es un ecosistema representativo de los bosques secos ecuatoriales, que antiguamente cubrían la frontera entre Perú y Ecuador. Aquí puedes descubrir flora endémica como orquídeas y arbustos, además de fauna como boa, cocodrilo americano, tigrillo y el oso de anteojos. Es también parte de la Reserva de la Biosfera Amotapes-Manglares.

Además de su riqueza natural, Tumbes se caracteriza por sus hermosas playas. Aguas turquesas y arenas blancas son el hermoso paisaje que encontramos en la Isla del Amor. La Playa La Cruz también ofrece un paisaje paradisiaco, con aguas tranquilas color turquesa y arena suave. Otras playas favoritas son Punta Sal y Bocapán.

Por otro lado, la caleta Zorritos es histórica por ser la primera zona donde se encontró petróleo en América del Sur. Hoy sigue destacándose pero por su riqueza gastronómica de productos del mar, donde podemos disfrutar de un tradicional cebiche de conchas negras o el chupe de cangrejo.

En Tumbes incluso existe una zona arqueológica, los restos de Cabeza de Vaca, ubicados a 5 kilómetros al suroeste de la ciudad. Corresponde a un complejo de adobe y piedra perteneciente a los periodos de la cultura Chimú y también la Inca. Aquí se descubrieron herramientas de piedra, osamentas, conchas marinas e incluso una pirámide llamada “Huaca del Sol”, que se conectaba a través de canales con el litoral.

No te pierdas todos los paisajes que Tumbes tiene para ti, un destino sorprendente en la frontera con Ecuador.

Relacionados

Los más leidos

Categorías

Sitios de Interés